Si me sigues en Instagram, habrás podido ver que este fin de semana hemos estado en Nazaré, un pueblo costero de Portugal muy conocido entre los practicantes de surf por sus maravillosas olas.

Considerado por muchos uno de los pueblos más bonitos de Portugal sin duda Nazaré es uno de los destinos escogidos para disfrutar de las vacaciones tanto por españoles pero sobretodo por los franceses. 

Encontrar alojamiento en esta ciudad no debe ser complicado pues llama la atención que por las calles centrales, de la misma manera que en Vigo encontramos señores que nos proponen restaurantes allí encontraremos señoras, ataviadas con la ropa típica de la zona, que nos recomiendan alquiler, aluguer como dicen ellos.

Yo, que soy de las que normalmente prepara los viajes con antelación, planificando rutas y visitas, no dejo el tema del alojamiento a la improvisación y menos si viajo con niños, por eso me llamo mucho la atención este detalle.

Conociendo Airbnb

Esta vez además tuve la suerte de que gracias al sello de calidad Madresfera pude conocer como funciona Airbnb. Había escuchado hablar de esta plataforma mil veces pero nunca me había animado a utilizarla. Para los que no la conocéis deciros que Airbnb es un portal de alquiler de casas particulares.

Esto hace que durante los días que disfrutas de tu estancia es como si estuvieras en tu propia casa

Puedes cocinar, utilizar la lavadora y tienes una serie de comodidades, sobretodo si viajas con niños, que son muy de agradecer.

¿ Cómo funciona? 

Es muy sencillo vas a la página seleccionas el lugar y fechas en las que quieres viajar y una vez que te has decidido haces la reserva. Es importante que leas bien las instrucciones: horario de llegada y de salida, normas de la casa, número de huéspedes, etc.

Una vez hecha la reserva esperas a que el anfitrión te confirme que suele ser enseguida.

Una de las cosas muy positivas que tiene esta plataforma es que puedes ver todo con mucho detalle: las descripciones suelen ser minuciosas, hay numerosas fotos del alojamiento y posiblemente variados comentarios para que te hagas una idea bastante completa.

En nuestro caso la casa escogida fue una en pleno centro de la ciudad de Nazaré y en primera línea de playa, aquí os pongo nuestras vistas desde la terraza.

El piso era espacioso y dispone de todo lo que necesitas lavadora, lavavajillas, dos neveras horno, microondas, tostadora, calientaleches, televisión y wifi.

Además cuenta con distintas vajillas, que es algo que les llamo a las niñas la atención, en cada desayuno y comida utilizamos una diferente, ja,ja,ja. Los espacios eran amplios, tanto las habitaciones como los armarios y todo exterior y con buenas vistas.

Lo que más me ha gustado de Airbnb es que puedes encontrar alojamientos para familias numerosas en el mismo centro de la ciudad sin necesidad de gastarte un riñón. En estas casas puedes hacer las comidas, poner el lavavajillas, utilizar la lavadora y sentirte como un habitante más, de hecho le llamamos “nuestra casa” y no os perdáis el chiringuito que teníamos nada más salir por el portal, aysss ¡Quiero volver ya!

 

La plataforma Airbnb me ha pedido que puntue del 1 al 5 distintos factores que voy a enumerar

Comunicación

La comunicación con el anfitrión es fantástica tanto por la app, como vía mail, en el caso de que tengas dudas, yo tenía algunas al ser mi primera vez, le escribes y te contesta enseguida.

Nuestra anfitriona, Telly, hablaba perfectamente varios idiomas: inglés, francés, español y portugues.

Puntuación: 5 sobre 5

Viajes en familia:

En nuestro caso la franja de edad de las niñas es de 9 a 13 años, con lo cual no hizo falta cuna, cambiador, ni trona, ni bañera de bebé, no los vi en esta casa, no sé si dispone de ellos pues tampoco los solicitamos. Tampoco vi juguetes ni cuentos infantiles, no me digáis que soy quisquillosa pero en otras casas que hemos estado anteriormente sí tenían todo esto, por eso lo digo.

Como dije más arriba el piso sí tenía todos los electrodomésticos necesarios para vivir una familia, bueno faltaba la cafetera Dolce Gusto, que aunque estaba anunciada en la web se había estropeado y todavía no se había repuesto, nos tocó a nosotros y yo que soy super cafetera lo sentí. Para trabajar esos días le di al té y debo reconocer que trabajar con vistas al mar es un lujo y la wifi iba muy bien.

El edificio también tenía dos ascensores y garaje que utilizamos.

Puntuación: 4 sobre 5

Comodidad y limpieza:

El alojamiento estaba impecable, todo super limpio y nuevo, tanto las instalaciones como la vajilla, sábanas, toallas y olía todo de maravilla. Cuando digo que tenía todo es todo y más por tener tenía tumbonas para la terraza, varias almohadas y cojines en las habitaciones y hasta bolsa de agua caliente para los pies, que a las peques les hizo mucha gracia. Tenía también calefacción que de hecho una noche la pusimos un ratito.

Además tenías a tu disposición de todo tanto para la limpieza y aseo: estropajos, lavavajillas, detergente, secador, gel, champu… como para cocinar: aceite, vinagre, sal, especias, infusiones…

Puntuación: 5 sobre 5

Pertenencia

He podido disfrutar de este alojamiento como si fuera un habitante más de la ciudad, de hecho íbamos a la plaza o al super a comprar la comida y cocinábamos en casa los productos locales. Estábamos en pleno centro de la ciudad con todo muy cerquita, nos gusto tanto tanto la casa que a veces nos costaba salir de allí, además, como podéis ver en las fotos, nuestro piso era una casa familiar normal, nada pinterest, lo que la hacía más real y acogedora puesto se nota que era una casa vivida y habitada.

Puntuación: 5 sobre 5

Mi experiencia ha sido tan buena que tengo que recomendarlo, a veces me ha costado reservar en esta plataforma por desconocimiento, por desconfianza y tengo que reconocer que está genial y muy bien de precio.

Te puede interesar