Hoy voy a tratar un tema que me toca personalmente porque lo he vivido y porque lo he sufrido.

Parece que todos vemos muy normal que en los recreos de los colegios el futbol sea el Rey, el que manda y domina todo. 

El futbol se adueña del patio a balonazos

Los patios de los colegios, y de los institutos también, son espacios donde los chicos juegan al futbol y a las chicas, y chicos que no les guste el futbol, se les arrincona. A ellos les toca ocupar espacios apartados donde, en ocasiones lo único que pueden hacer es charlar, pues en muchos centros no hay espacio para más.

A los niños se les fomenta que se muevan y diviertan y a las niñas que estén tranquilas.

Se está excluyendo por lo menos a la mitad de la clase, niños que no le gusta el futbol y niñas en general, pues a estas últimas aunque les guste el futbol lo normal es que no las dejen jugar. Sólo se aceptan a las niñas futbolistas que destaquen en este juego, a las mejores, a las más deportistas, aquí no todas pueden jugar aunque quieran, mientras que en el caso de los chicos todos pueden participar y de hecho así lo hacen para sentirse integrados. ¿Dónde está la igualdad?

Existe un informe Los patios de las escuelas: espacios de oportunidades educativas  que calcula que:

El alumnado pasa unas 525 horas al año en los patios, ¡demasiado tiempo para fomentar la desigualdad!

En el pais vasco, que ya sabemos que son pioneros en muchas cosas, hace años en en su proyecto de prevención de la violencia de género en el sistema educativo , hicieron lo de los días sin balones en el patio. El plan incluye formación del profesorado “para corregir las actitudes y comportamientos que, acumulativos, puedan encauzar de manera diferente el desarrollo personal y profesional de niños y niñas”, explican. 

En Cantabria, Navarra, Cataluña, Madrid y Galicia hay algunos colegios, que a título particular, intentan unirse a esta idea. Y así han conseguido que niños y niñas que permanecían aislados se encuentren ahora dentro del grupo. Concretamente en Vigo, conozco de primera mano algún colegio que también lo está haciendo y en vuestros colegios e institutos, ¿Cómo está el asunto? Cuéntanoslo y os animo que a la hora de escoger colegio o instituto miréis también dónde y cómo van a pasar esas 525 horas al año vuestros hij@s.

Te puede interesar