La familias de Pontevedra podrán acceder a una línea de ayudas destinadas al “Cuidado de las personas”

 
Esta ayuda del ayuntamiento de Pontevedra se divide en cuatro apartados:
Ayudas para la adquisición de ordenadores 

 
Muchas familias tuvieron que hacer frente a un gasto inesperado como la compra de nuevos equipos informáticos en un momento especialmente crítico. Es por eso por lo que el Concello de Pontevedra está trabajando en la próxima convocatoria de ayudas la compra de equipos informáticos. Puedes ya consultar tus dudas o apuntarte en este enlace.
 
Ayudas de emergencia social
Es un procedimiento excepcional de concesión de ayudas a personas en situación de riesgo o emergencia que pueden consistir en alimentos, alojamiento, tratamientos bucodentales, compra de electrodomésticos, facturas etc, con el fin de atender sus necesidades primarias. La línea de ayudas está abierta todo el año puedes ver más información en este enlace.
 
Necesidades básicas personales:
 
Las necesidades consistentes en cubrir con carácter urgente las atenciones primarias del beneficiario o de la unidad familiar como: alimentación, vestido, higiene, cuidados sanitarios, prótesis, ayudas técnicas, siempre y cuando no se puedan cubrir por otros sistemas de protección.
 
Necesidades complementarias:
 
Situaciones de necesidad originadas por circunstancias que ponen en peligro la convivencia familiar o la integración social de los beneficiario/s e/ o beneficiaria/s y que no están comprendidas en los supuestos anteriores, no cubiertas por otras prestaciones, como: escuelas infantiles y centros de día (excepcionalmente), participación en actividades escolares de integración social, así como su desplazamiento a las mismas (colonias, campamentos, cotas de alta en asociaciones, etc.). 
 
Situaciones de tránsito:
 
Aquellas en las que el solicitante se encuentra en el trámite de solicitud de una prestación económica de RISGA o prestación no contributiva.
 

Ayudas en especie por la crisis de COVID

Destinada a la provisión de productos y bienes de primera necesidad para situaciones de urgencia social como consecuencia de la crisis sanitaria COVID19. Está especialmente destinada a personas que se encuentren en situación de grave dificultad para la provisión, por medios propios, de productos y bienes de primera necesidad.